La intendencia comisionada se comprometió a elaborar junto a la Provincia el plan GIRSU (Gestión Integral de Residuos Sólidos Urbanos) que promueve una adecuada separación en origen y cumplir con las normativas ambientales vigentes.

El Gobierno de la Provincia de San Luis asumió un compromiso con el cuidado y la preservación del ambiente, como primera medida para contribuir a ese propósito Juan Llerena se volvió el primer municipio en dar el paso hacia la sustentabilidad. Con la firma del convenio entre la intendencia encabezada Iris Busto y la Secretaría de Estado de Ambiente y Desarrollo Sustentable, el municipio se compromete a separar en origen los residuos para luego trabajar coordinadamente con el Ente Administrador de Tratamiento y Reciclado de Residuos Sólidos Urbanos.

Por otro parte, desde la cartera ambiental es asumido el compromiso de brindar acompañamiento y asesoramiento en el desarrollo del Plan de Gestión Integral de Residuos Sólidos Urbanos con capacitaciones y material didáctico que fomente la educación ambiental, dirigida tanto al personal administrativo del municipio como a los ciudadanos en materia de separación y clasificación de residuos, tendiente a lograr la separación en origen y la recolección diferenciada. La comuna asume el compromiso de implementar las medidas, acciones y recomendaciones de políticas municipales que promuevan la separación en origen.

Las partes convienen que, desde la entrada en vigencia del presente convenio, si el municipio dispone sus residuos separados, clasificados y se compromete a que los mismos sean entregados al ENTE ADMINISTRADOR, abonará el 50% de la tarifa por cada carga dispuesta de esta forma. “Es fundamental que los municipios se sumen a renovar estos convenios ya que con el trabajo colaborativo entre los municipios y la provincia, vamos a solucionar el problema que tienen las intendencias con la disposición de residuos y los basurales a cielo abierto”, señaló el director de Gestión Ambiental de Residuos, Aníbal Cattáneo.